El cooperativismo palestino aterriza en BioCultura, la Feria de Productos Ecológicos y Consumo Responsable, que se celebrará en Feria Valencia entre los días 27 y 29 de septiembre. Durante el encuentro, se presentarán diversos productos palestinos de la mano de un grupo de nueve mujeres representantes de cooperativas palestinas que trabajan bajo los principios del Comercio Justo. Ellas visitarán la ciudad de València gracias al proyecto “Sostenible, igualitario y justo. Consume local, consume Palestina”, impulsado por Assemblea de Cooperació per la Pau (ACPP), La Tenda de tot el món y Agricultural Development Association (PARC).

Así, el cuscús, el za’tar, el freekeh y los dátiles Medjoul producidos en las cooperativas palestinas serán expuestos y comercializados. Además, en la feria participarán las representantes de los cuatro grupos palestinos con los que se está trabajando sobre el terreno: el Club de mujeres de Al-Jalama (dedicadas a la elaboración de diversos productos naturales, como la mermelada); la Asociación de consumidores Faqqu’a (centrada en la distribución y venta de productos locales en su comunidad); la cooperativa de agricultores de Meithalum (productores de freekeh o za’atar, entre otros productos), y la Asociación de Créditos y Ahorro de Jaba (una cooperativa de crédito).

Entre los días 23 y 30 de septiembre, las representantes palestinas realizarán en València múltiples reuniones y encuentros para conocer la realidad del mercado español e intercambiar experiencias con distintas iniciativas de carácter social y con diferentes colectivos de consumo.En este sentido, y enmarcadas en la feria de BioCultura, se realizarán dos actividades específicas para compartir los resultados del proyecto y dar a conocer los productos palestinos: por un lado, el sábado 28 a las 18.00h en la Sala Valencia tendrá lugar la conferencia “Sostenible, igualitario y justo. Consume local, consume Palestina” y, por otro, el domingo 29 a las 11.30h se realizará un show-cooking de recetas con los productos palestinos, el cual contará con la dinamización del equipo del espacio Al-Paladar (Benimaclet).

Todo ello forma parte de una estrategia de trabajo más amplia que, además de promocionar los productos palestinos, busca empoderar socioeconómicamente a las mujeres de las cooperativas productoras y trabajar por la igualdad de género en sus comunidades. Este programa cuenta con la financiación de la Dirección General de Cooperación y Solidaridad de la Conselleria de Participació, Transparència, Cooperació i Qualitat Democràtica de la Generalitat Valenciana, y la colaboración de la cooperativa de comercio justo Ideas.

Sostenible, igualitario y justo. Consume local, consume Palestina

El proyecto “Sostenible, igualitario y justo. Consume local, consume Palestina” está impulsado por Assemblea de Cooperació per la Pau (ACPP), La Tenda de Tot el Món y Agricultural Development Association (PARC) y es financiado por la Dirección General de Cooperación y Solidaridad de la Conselleria de Participació, Transparència, Cooperació i Qualitat Democràtica de la Generalitat Valenciana. El objetivo es el empoderamiento socio-económico de las mujeres cooperativistas palestinas y la dinamización de sus comunidades desde un punto de vista económico y social, luchando por la erradicación de la desigualdad de género y la promoción de los productos locales palestinos.

En un contexto marcado por los problemas sociales (desigualdad de género, inseguridad alimentaria, etc.), económicos (escasez de medios materiales, entre otros) a los que se enfrentan diariamente las mujeres rurales palestinas, se están impulsando una serie de acciones para promover el fortalecimiento productivo y social de diversas asociaciones de mujeres productoras ubicadas en el Gobernorado de Jenin (Cisjordania, Palestina), al tiempo que se está trabajando en la disminución de las desigualdades entre hombres y mujeres en la sociedad palestina, y en el impulso de los productos de las cooperativas a través de su comercialización tanto a nivel local como internacional, a través del comercio justo.

El trabajo en red como fortaleza

Una de las fortalezas de este proyecto es que las asociaciones de productoras y consumidoras están trabajando en red y se apoyan mutuamente en la comercialización, distribución y promoción de los productos. Además, este trabajo en red está generando un intercambio de saberes que da un valor añadido al trabajo realizado; por ejemplo, a través de actividades como la visita del grupo de cooperativistas palestinas a la ciudad de València.