• El mapa, en formato folleto y también digital, recoge la ubicación de cerca de 100 comercios, restaurantes y bares que ofrecen al menos 3 productos adscritos a esta denominación.
• Bilbao es desde el año 2012 Ciudad por el Comercio Justo gracias a la labor de ONGs, pequeños comercios, colegios y el propio Consistorio para difundir su comercialización y contribuir a un consumo responsable que redunde de manera positiva en los países del Sur.

El Área de Cooperación, Convivencia y Fiestas del Ayuntamiento de Bilbao ha publicado un callejero con los puntos de venta y consumo de productos de Comercio Justo en la ciudad.
El mapa, que ya está en la calle en versión folleto en los establecimientos y también en formato digital, recoge la ubicación de cerca de 100 comercios, restaurantes y bares que ofrecen al menos 3 productos adscritos a esta denominación que busca la sensibilización e implicación de la ciudadanía en un consumo responsable que redunde en un impacto positivo en los países del Sur. La edición cuenta con la colaboración del grupo de trabajo de Ciudades por el Comercio Justo compuesto, entre otros, por las ONGs Proclade Yanapay, Asociación Adeco, Kidenda, Oxfam Intermon, Fundación Vicente Ferrer y Adsis-Equimercado, Oikocredit Euskadi.
Estos establecimientos, presentes en todos los distritos de la ciudad, ofrecen una amplia oferta de productos de Comercio Justo y se encuentran muy a mano. En Bilbao, se puede acceder a ellos sin andar poco más de 100 metros, lo que los hace muy accesibles frente a la creencia generalizada de que su venta se realiza en comercios especializados.
Bilbao es desde el año 2012 Ciudad por el Comercio Justo gracias a la labor de ONGs, pequeños comercios, colegios y el propio Consistorio para difundir la comercialización y, de este modo, contribuir a un impacto positivo en los países del Sur. Ser Ciudad por el Comercio Justo implica un modelo de municipio que acerca la realidad de los pequeños grupos de productoras y productores y los productos de Comercio Justo a la ciudadanía a través del sector público y el tejido comercial, hostelero, empresarial, educativo y asociativo.
Por su parte, el Comercio Justo es una asociación de comercio basada en el diálogo, la transparencia y el respeto, que busca una mayor equidad en el comercio internacional. Contribuye a un desarrollo sostenible ofreciendo mejores condiciones comerciales y asegurando los derechos de aquellas personas productoras y trabajadoras que puedan estar excluidas, especialmente en los países del Sur.

Share This